El aumento de la cotización del dólar impacta en productos dolarizados como las naftas, en bienes con componentes importados como los autos e incluso en el precio de los inmuebles.

"En el consumo masivo no se ve un traslado directo a precios porque actualmente el sector minorista no atraviesa el mejor momento para subir los valores de los productos", dijo a Télam el analista de consumo Damián Di Pace, de la consultora Focus Market.

Recordó que los inmuebles, también valuados en dólares y que el año anterior aumentaron 10% en promedio, también verán incrementado su valor ante un avance de la valuación de la divisa. Señaló además que productos como la leche o las bebidas colas también tienen un impacto directo en el precio, y mencionó como ejemplo que el sachet de leche está elaborado con pet, que es un insumo dolarizado derivado del petróleo de incidencia directa en la suba de los precios.

"Yo diría que no hay riesgo de una crisis cambiara, el BCRA tiene suficientes reservas para parar una embestida", dijo por su parte el economista jefe de la Fundación de Investigaciones Económicas Latinoamericanas (FIEL), Daniel Artana. "Si esto empeora se puede reducir el financiamiento y se pondría una traba para poder crecer un 3% este año. Pero todavía no" se presenta esa situación, agregó, en declaraciones a radio Mitre.

Yo diría que no hay riesgo de una crisis cambiara, el BCRA tiene suficientes reservas para parar una embestida”

 

"Esta suba del dólar un poquito va a impactar en los precios. Pero poquito, si los precios responden al tipo de cambio, eso le puede agregar un par de puntos en un período largo", estimó.

En tanto, el economista Fausto Spotorno dijo a radio Continental que el impacto del dólar "algún efecto va a tener" en la economía real. "Ya lo estamos viendo en las naftas y combustibles que son precios dolarizados. Eso hace subir los costos de distribución de algunos alimentos en distintos grados como la leche que es de transporte diario, con costo de distribución alto", detalló.

Dijo que la suba de la divisa estadounidense "algún efecto va a tener sobre los precios pero no se tienen que mover tanto. Algunos productos importados se verán impactados directamente y otros locales no", señaló.

Por su parte el economista Victor Beker, director del Centro de Estudios de Nueva Economía (CENE), dijo a Télam que "el dólar no tiene un recorrido alcista demasiado pronunciado" y que "a mediados de marzo vamos a tener los dólares de la cosecha, lo que limitará las posibilidades del alza de la cotización".

En su opinión el "atraso cambiario", que el CENE, de la Universidad de Belgrano, ubicó en 23,8% respecto de diciembre del año 2015, "se va a mantener, si no se agrava".

Agregó que "en Argentina tenemos una larga experiencia en la carrera de dolar y precio" y por ello consideró que lo necesario es

"bajar la inflación" aunque "el gobierno carece de los instrumentos que son necesarios para frenar la inflación".

"Mientras sigan los ajustes de tarifas es imposible enfrentar la inflación", aseguró.