El ministro del Interior reconoció que han encontrado “una gran desinversión en los pasos fronterizos”, y que se trabaja para mejorar y agilizar los cruces porque "por allí pasan la producción y las exportaciones argentinas”.

Rogelio Frigerio chequeó en Uspallata, provincia de Mendoza, mañana la logística armada en alta montaña previa a la visita del papa Francisco a Chile.

“Hemos encontrado una gran desinversión en los pasos fronterizos. Hemos hecho muchas obras y cambios logísticos y por supuesto quedan muchas cosas por hacer y estamos trabajando para mejorar y agilizar, no solo por una cuestión turística, sino porque por ahí pasa la producción de la Argentina y las exportaciones”, dijo Frigerio.

Allí, junto al gobernador Alfredo Cornejo, el ministro recorrió el estacionamiento y puesto sanitario instalado por el operativo que realiza la provincia y la Nación en el marco de la visita del Papa Francisco a Chile, que comienza el lunes próximo en Santiago.